Expresiones

Estado onírico

Me siento en la playa, justo en la hora azul cuando viene y va esa marea que me desangra, esa que me deja la esperanza drenada; y se va todo aquello que los rayos del sol habían regalado, esos rayos que suave y ligeramente acariciaban nuestros labios;

Amor, ya no quiero sentirme fría, tan fría como una muerta; me pregunto ¿por qué el agua no se calienta? Es que el viento tal vez me esté diciendo que cambie de playa, tal vez me esté diciendo que no sea tan terca para seguir esperando a la nada;

Sin embargo, tus gritos vacíos siguen en mis oídos, ¿a quién estás culpando ésta vez? ¿no ves que el huracán crece con cada suspiro?; “Si volteas los ojos” me dices “entonces nada pasará, pues nada podrá ser, si tú no estás”.

Y es cuando me hundo en el fondo del mar, que las anguilas prenden toda la electricidad que nos termina por quemar, tan pero tan lentamente, que solo podemos llorar para calmar las yagas de lo que fue, pero, ¿será?

Photo by Emiliano Arano on Pexels.com

Solo nos resta dejarnos flotar, pues todavía podemos descansar bajo el tapiz de estrellas y la luz de la luna; todavía me quedan las ganas de agredecer todo el caos que me ha traído hacia la orilla; amor, ya estoy cansada de no querer ahogarme porque no llega el alba que nunca termina.

Cerca o de lejos, somos lo que somos en la eternidad lo que jamás fuimos y seremos.

Texto de Mariana Oropeza

Categorías:Expresiones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s