Sociedad y Política

Dolencias latinas

El filósofo alemán Friedrich Nietzsche consideraba que el caos podía generar nuevos paradigmas en la sociedad. Desde el año pasado, América Latina comenzó a convulsionarse. Tres décadas después de la tercera ola democrática, la región vio estallidos sociales en el 2019. A medida que América Latina se convierte en el epicentro de la pandemia mundial, vale la pena recordar el malestar social que se dio el año pasado y como Covid-19 podría exacerbarlo.

En cada país factores particulares dieron pauta a la movilización social. Las manifestaciones en Colombia, Chile y Ecuador cargaron un énfasis en aspectos como el desempleo, recortes en subsidios, falta de servicios públicos de calidad y pensiones. En México, se realizaron protestas ante la violencia en especial los feminicidios. No obstante, existieron denominadores comunes. Los países latinoamericanos reclamaron a los gobiernos las políticas económicas y sociales que han llevado a agudizar la brecha de desigualdad. Una característica particular fue que estas manifestaciones fueron lideradas por el segmento joven de la población.

Los países latinoamericanos reclamaron a los gobiernos las políticas económicas y sociales que han llevado a agudizar la brecha de desigualdad

Ante la pandemia, los movimientos sociales cesaron y los medios de comunicación pararon de cubrir estos temas, sin embargo, los problemas subyacentes siguen presentes. Según la Organización Mundial de Salud, se pronostica que la pobreza en la región aumentara en 7 puntos porcentuales. Esto significa 45 millones de personas que se agregaran a un sector vulnerable de la población. El Fondo Monetario Internacional ha situado la economía Latinoamérica en un promedio del -9.4%. Esta caída de la actividad económica es de tal magnitud que representaría un retroceso de 10 años en los niveles de ingresos por habitante. Aunando a la contracción económica, países como México siguen sumergidos en la violencia. El primer semestre del año se registró 489 feminicidios en el país, representando un alza del 9.2%. Como se puede observar, existen varias problemáticas que podrían encender una vez más el malestar social.

Photo by Quang Nguyen Vinh on Pexels.com

El panorama puede ser desolador, pero es preciso recordar el año pasado. Un 2019 donde los jóvenes latinoamericanos mostraron la capacidad que tienen para exigirle al gobierno. La opinión publica hoy es más crítica e informada. Por ende, los problemas de América Latina hoy en día no se pueden resolver con discursos populistas vacíos. Especialmente en un contexto donde la pandemia recrudecerá los problemas ya latentes en los países latinoamericanos. Este caos en el que se encuentra América Latina desde el año pasado es muestra del rechazo completo de los sistemas de valores opresivos que han perdurado en la región. Los líderes de la región tendrán que prestar atención en tiempos de una pandemia que amplificara las demandas de un pueblo que no se ahoga en marullo.

Texto de Salvador Barrios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s