Sociedad y Política

¿De verdad se embarazan porque quieren?

Martha María Montes de Oca

Politóloga por la UDLAP. Activista e investigadora en temas de feminismo y proyectos sociales

De los temas más controversiales que tenemos socialmente es el embarazo en adolescentes; niñas que cursan desde la secundaria hasta la universidad y quedan embarazadas. Todos en algún momento hemos emitido un juicio al respecto, pero la pregunta es ¿realmente estás adolescentes “buscaban”, “merecían” o “querían” ser madres?

Opinar resulta muy sencillo si solo emitimos un juicio moral y no nos adentramos un poco más en el tema. Me di a la tarea de investigar algunas cifras y esto fue lo que resultó.

Iniciaré con las causas, más bien con la causa: educación sexual.

Encontré muchos datos sobre a qué edad inician su vida sexual los adolescentes, el promedio está en un rango de 15 a 19 años (INEGI), me asombró que lo que resaltan en la mayoría de los artículos es la falta de responsabilidad al hacerlo, no contradigo en ningún momento eso pero sí me parece justo destacar que es más complicado que solo señalarlos como irresponsables, por la simple razón de que hacerlo no detendrá este fenómeno.

¿Alguna vez nos hemos preguntado porque rayos los adolescentes no se protegen en su primera relación sexual? No tengo la respuesta exacta pero si se me ocurren algunas ideas.

Hemos creado un ambiente de tensión al rededor del momento de comprar condones, si bien en las escuelas enseñan cómo usarse, nosotros nos hemos encargado de que cualquier persona (incluyendo los adultos pero en menor medida) sientan pena de comprarlos. No se trata sólo de dar  información sino de abolir la vergüenza de hacerlo.

Por otro lado, la carga de información y datos siempre recae en las adolescentes, pero esto no solo se trata de cuidarlas a ellas como si fueran el trofeo, o cuidarlas solo porque son ellas quienes cargan al producto durante 9 meses. Lo ideal y lo que debemos buscar es generalizar más la información, los datos, las estadísticas hacia ambos, generar una cultura de responsabilidad en los hombres también.

Durante mi búsqueda descubrí que lo primero que sucede con una adolescente embarazada es que deja la escuela y pienso que nos hemos enfocado tanto en querer crear políticas, cursos de educación sexual, libros, pláticas en la escuela, etc. Que perdemos de vista lo esencial. El que las niñas abandonen la escuela durante un embarazo va más allá de eso, y creo que en lo que deberíamos enfocarnos es en darles no sólo apoyo sino hacerles ver que tienen todas las oportunidades a su alcance, esto se traduce en: empoderarlas.

El tema es tan extenso en México y con tantas variables que es muy complejo solo catalogar los embarazos en adolescentes como simple irresponsabilidad.

No voy a juzgar a las tantas niñas y adolescentes que se embarazan antes, incluso de que su cuerpo esté listo para ser madres, porque esa táctica no está funcionando, estamos jugando un rol moral en que marcamos a las mujeres que se embarazan, señalándolas, sin notar que solo fomentamos que siga sucediendo.  

Tenemos, como sociedad, aún mucho que hacer, le debemos mucho aún a los adolescentes en temas de sexualidad, no se trata de esperar que hablen más sobre sexualidad en las escuelas, en realidad se trata de que afrontemos lo que está sucediendo hoy con esos adolescentes y que, empezando por nosotros, dejemos la vergüenza o el tabú para la real prevención de embarazos en adolescentes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s